DDHH¿Es posible un cambio de legislación en Estados Unidos sobre la posesión...

¿Es posible un cambio de legislación en Estados Unidos sobre la posesión de armas?

Análisis

Lucía Carbayo
Lucía Carbayo
Colaboradora en LISA News. Especializada en el ámbito de los Estudios Internacionales y de la Ciencia Política. Interesada en el ámbito de la Seguridad Internacional, los procesos de paz y de resolución de conflictos internacionales.

Tras los recientes tiroteos masivos en Estados Unidos, se ha aprobado un acuerdo bipartidista para aumentar el control sobre las armas de fuego en el país. En este artículo, analizamos las nuevas propuestas para reformar la legislación que regula la posesión de armas y profundizamos en las diferencias ideológicas de los afiliados al partido Republicano y al partido Demócrata sobre esta materia.

Durante los últimos años, algunos de los representantes del partido demócrata han impulsado varias iniciativas para modificar la ley que permite la tenencia de armas en Estados Unidos. Algunas de las medidas planteadas son elevar la edad de los compradores de armas de 18 a 21 años, prohibir la venta de rifles de alto impacto e implementar la verificación universal de los antecedentes. Sin embargo, estas propuestas no han llegado a ponerse en práctica, pues en general han sido bloqueadas por el partido Republicano y el sector más conservador del partido Demócrata.

En la actualidad, se ha dado un paso adelante y se ha aprobado un acuerdo marco para aumentar el control sobre la posesión de armas. Este último ha sido impulsado por un grupo de veinte senadores, en concreto, diez senadores republicanos y diez demócratas.

Algunas de las medidas que propone el documento son, financiar la implantación de leyes “bandera roja” a nivel estatal y la mejora del sistema de comprobación de antecedentes, con el fin de hacerlo más riguroso. Con relación a la primera de las medidas, subrayamos que las “leyes bandera”, -también conocidas como órdenes de protección de riesgo extremo- ya se aplican en varios estados y permiten a las autoridades o familiares limitar el derecho de tenencia de armas de fuego bajo la prerrogativa de un juez. Respecto a la segunda propuesta, el acuerdo plantea la revisión del proceso de compra de armas para los menores de 21 años. Cabe señalar que los autores de los tiroteos sucedidos en el supermercado de Buffalo (Nueva York) y la escuela en Uvalde (Texas) tenían 18 años.

Sin embargo, el acuerdo no presenta ninguna de las propuestas demócratas para modificar la ley de posesión de armas, que se han mencionado con anterioridad.

Es bien conocido que la Segunda Enmienda de la Constitución de Estados Unidos otorga el derecho a los ciudadanos estadounidenses a poseer y portar armas de fuego; también que este derecho es objeto de constante debate en el país y que está altamente politizado.

En este sentido, uno de los principales motivos por los que permanece vigente el derecho a la posesión es la influencia de la Asociación Nacional del Rifle estadounidense, organización cuyo fin es la defensa del derecho a poseer armas.

Más allá de esta “influencia” y a raíz del aumento de las tasas de homicidio y los tiroteos masivos, la Administración Biden propuso en abril del año 2021 nuevas restricciones al acceso a las armas de fuego.

Según los últimos datos proporcionados por el centro de investigaciones Pew Research Center en un estudio llevado a cabo en junio del año 2021, cuatro de cada diez adultos estadounidenses afirman vivir en un hogar con la posesión de un arma de fuego.

Entre las razones que los ciudadanos estadounidenses exponen para justificar la tenencia de armas, la protección personal es la más defendida. Otros de los motivos manifestados son la práctica de la caza, el deporte, por razones de herencia familiar, así como la utilización de las armas durante la actividad laborar.

Fuente: Pew Research Center

Además, hay diferencias en las tasas de posesión de armas según la afiliación a un partido político. Por ejemplo, el 44% de los republicanos afirman poseer un arma personalmente. Este dato contrasta con el porcentaje de tenencia de armas por parte de los demócratas (20%).

Con relación a la preocupación ciudadana por la violencia ocasionada por la posesión de armas, los datos proporcionados por Pew Research Center muestran que, alrededor de la mitad de los estadounidenses (48%), considera que la violencia con armas de fuego es un problema “muy grave” en el país actualmente. De este grupo, el 73% de aquellos son demócratas.

El 24% de los adultos afirma que la violencia armada es un problema “moderadamente grande”. Mientras tanto, el 20% de ellos asegura que es un “problema pequeño” o que “no es un problema” (6%).

Por último, cabe destacar que aproximadamente el 53% de los estadounidenses está favor de que se endurezca la legislación sobre la posesión de armas. Solo un 14% defiende que las leyes que regulan esta materia deberían ser “menos estrictas”. Dentro de estas cifras, son, en mayoría, los demócratas los que defienden que las leyes sobre armas deberían ser más estrictas (81%).

Nuevas propuestas para la regulación de armas

Con razón al debate establecido por la posesión de armas, sumado al aumento de homicidios y tiroteos, han sido varias las iniciativas de ley propuestas. La primera de ella fue un proyecto de ley aprobado por la Cámara de los Representantes en el año 2021. La propuesta es conocida como Ley de Mejora de los Controles de Antecedentes de 2021. Esta iniciativa estuvo respaldada por Jim Clyburn, representante demócrata por el Estado de Carolina del Sur.

Sin embargo, la propuesta, conocida como “Charlestoon Loophole” -o vacío de Charlestoon- permitiría finalmente que ciertas ventas de armas se realicen antes de que suceda la comprobación de los antecedentes requeridos para la misma.

Tras el tiroteo sucedido en Uvalda, en la localidad de Texas, los senadores del partido Demócrata tomaron medidas para que la Ley de Mejora de los Controles de Antecedentes de 2021, pudiera ser votada en el Senado, aunque aún no se ha concretado la fecha para que la votación tenga lugar.

Para su aprobación sería necesario que recibiera un total de 60 votos a favor en la cámara. Sin embargo, no se puede asegurar que esta ley recibirá los votos suficientes para su aprobación.

Richard Blumenthal, senador demócrata, declaró en el senado el pasado martes 24 de mayo, que la votación de la ley debería suceder, aunque no triunfara, “creo que tenemos que hacer que cada miembro del Congreso rinda cuentas y vote para que el público sepa cuál es la posición de cada uno de nosotros”, aseguraba Blumenthal.

Otra de las propuestas es la Ley Bipartidista de Verificación de Antecedentes de 2021. Esta ley recibió el voto mayoritario en la Cámara de los Representantes y aún está pendiente su aprobación por parte del Senado. El cambio principal que propone la misma es ampliar la comprobación de antecedentes para todas las ventas o transferencias de armas de fuego en el país. En la actualidad, la legislación vigente no exige la revisión de antecedentes para la venta de armas de fuego realizadas por vendedores privados y sin licencia.

Diferencias entre republicanos y demócratas en relación con la posesión de armas

Con relación a las diferencias partidistas sobre la posesión de armas en Estados Unidos, los resultados del estudio conducido en junio de 2021, por el centro de investigaciones Pew Research Center, confirma que existe un amplio acuerdo partidista sobre la última.

En general, ambas coaliciones coinciden en dos ideas que restringen el acceso a las armas. Por un lado, impedir que las personas con enfermedades mentales compren armas, y por otro, someter las ventas privadas de armas y las ventas en ferias de armas a controles de antecedentes (el 70% de los republicanos, el 92% de los demócratas). Cabe señalar que, además, las mayorías de ambos partidos también se oponen a permitir que la gente lleve armas de fuego ocultas sin permiso.

Por otro lado, el 72% de los republicanos apoya que se permita llevar armas ocultas en más lugares. Además, el 66% de los mismos defiende que se permita a los profesores y funcionarios escolares portar armas en determinadas escuelas públicas.

Respecto a las opiniones sobre la legislación de que regula la tenencia de armas de fuego, el estudio indica que hay diferencias entre los demócratas y republicanos.

Además, añade, que los estadounidenses de las zonas rurales- en su mayoría de tendencia republicana- apoyan un acceso más amplio a las armas, mientras que los de las zonas urbanas -más demócratas- prefieren políticas más restrictivas.

Los republicanos y los demócratas también difieren en sus opiniones sobre el impacto de la posesión de armas en la delincuencia y los tiroteos masivos en Estados Unidos. La mayoría de los republicanos afirma que “habría menos delincuencia si más estadounidenses tuvieran armas”. Mientras tanto, el 51% de los demócratas expone que “habría más delincuencia si más estadounidenses tuvieran armas”.

Por último, cabe señalar que casi dos tercios de los demócratas aseguran que habría menos tiroteos masivos en Estados Unidos si fuera más difícil que la gente obtuviera armas legalmente. Solamente, una cuarta parte de los republicanos dicen lo mismo.

Te puede interesar:

Lucía Carbayo

Colaboradora en LISA News. Especializada en el ámbito de los Estudios Internacionales y de la Ciencia Política. Interesada en el ámbito de la Seguridad Internacional, los procesos de paz y de resolución de conflictos internacionales.

spot_img

Actualidad

Dejar respuesta:

Por favor, introduce tu comentario!
Introduce tu nombre aquí

spot_img