ActualidadLas claves de las relaciones entre la UE y África

Las claves de las relaciones entre la UE y África

Análisis

Redacción de LISA News
Redacción de LISA News
Contenido creado por el Equipo de Redacción de LISA News con el apoyo del equipo docente de LISA Institute.

Las claves de las relaciones entre los países de África y la Unión Europea de cara a la Cumbre entre la Unión Europea y la Unión Africana que comienza hoy en Bruselas.

Los dirigentes de la UE y de la Unión Africana, así como de sus respectivos Estados miembros, se reunirán en Bruselas los días 17 y 18 de febrero de 2022 para celebrar la sexta cumbre entre la Unión Europea y la Unión Africana.

Según la Comisión Europea, el objetivo es poner en marcha un ambicioso paquete de inversiones África-Europa, que tenga en cuenta retos mundiales como el cambio climático y la crisis sanitaria actual. También deben hablar de herramientas y soluciones para promover la estabilidad y la seguridad por medio de una arquitectura renovada de paz y seguridad.

Los jefes de Estado o de Gobierno de la UE y de la Unión Africana participarán en las mesas redondas, junto con un grupo seleccionado de invitados externos que son expertos en sus respectivos ámbitos. Está previsto que los participantes adopten una Declaración conjunta sobre una visión común para 2030.

La anterior cumbre se celebró en 2017 y, desde entonces, las relaciones entre ambos bloques tuvieron algunos desencuentros relacionados, sobre todo, con cuestiones relacionadas con la migración, acceso a vacunas para el coronavirus y la oleada de golpes de Estado en el continente africano.

¿Cómo cooperan los países de África y la UE?

Los países de África y la UE cooperan a través de varios marcos, como el Acuerdo de Cotonú y la Estrategia Conjunta África-UE. 

El Acuerdo de Cotonú es el marco general para las relaciones de la UE con los países de África, el Caribe y el Pacífico. Abarca las relaciones de la UE con 79 países, entre ellos 48 países del África subsahariana.

En cuanto a la Estrategia Conjunta África-UE se adoptó en 2007 como la vía formal para las relaciones de la UE con los países africanos. Esta estrategia fue el resultado del acuerdo alcanzado por la Unión Africana y las instituciones de la UE, así como por los países de África y de la UE.

Se aplica por medio de planes de acción periódicos. En 2014, la UE y los países africanos acordaron la hoja de ruta para 2014-2017. En ella se establecen cinco prioridades y ámbitos fundamentales de acción conjunta.

El 4 de mayo de 2017, la Alta Representante y la Comisión publicaron una Comunicación conjunta sobre un nuevo impulso a la Asociación África-UE. El Consejo de Asuntos Exteriores acogió favorablemente dicha comunicación en su sesión del 15 de mayo de 2017.

En marzo de 2020, la Comisión Europea y el SEAE presentaron la Comunicación conjunta «Hacia una estrategia global con África». Propone trabajar conjuntamente en torno a cinco grandes ejes mundiales:

  • una asociación para la transición ecológica y el acceso a la energía,
  • una asociación para la transformación digital,
  • una asociación para el crecimiento sostenible y el empleo,
  • una asociación para la paz, la seguridad y la gobernanza,
  • una asociación para la migración y la movilidad.

Estas propuestas se basan en el creciente impulso de las relaciones UE-África. La profundización de la cooperación basada en intereses y valores compartidos permitirá a ambas partes alcanzar sus objetivos comunes y hacer frente a los desafíos mundiales.

Las propuestas establecen no solo las oportunidades y los retos en cada uno de estos ámbitos, sino también diez puntos de acción claros como base para la futura cooperación.

El 30 de junio de 2020, el Consejo adoptó unas Conclusiones sobre África, en las que reiteraba que es de vital importancia reforzar la asociación entre la UE y África.

En las Conclusiones se señala que la Comunicación conjunta constituye una base excelente para iniciar una nueva y ambiciosa asociación con África. Se determinó que la próxima Cumbre UE-Unión Africana será un momento crucial para la renovación de un enfoque estratégico común global que cumpla estas aspiraciones.

La pandemia de COVID-19 ha puesto de manifiesto hasta qué punto nuestros dos continentes son interdependientes. Dado que los desafíos mundiales requieren soluciones mundiales, la UE ha diseñado planes para apoyar los esfuerzos emprendidos por los países socios en la lucha contra la pandemia. La UE y sus Estados miembros se han comprometido a respaldar estas acciones con un paquete de respuesta mundial del Equipo Europa por valor de casi 38 500 millones de euros.

Estrategias regionales

El Cuerno de África

El Cuerno de África, región del África oriental, ha sufrido en los últimos años reiteradas sequías, que han provocado una grave crisis humanitaria.

En 2011, la UE adoptó un marco estratégico para el Cuerno de África. Dicho marco esboza las medidas que habrá de tomar la UE para ayudar a la población de la región a lograr la paz, la estabilidad, la seguridad, la prosperidad y el gobierno responsable.

El marco estratégico ha dado lugar, entre otras cosas a la iniciativa de apoyo a la resiliencia en el Cuerno de África (SHARE) (2012) y al Plan de Acción para la Lucha Antiterrorista en el Cuerno de África y Yemen (2013).

En 2015, el Consejo adoptó el Plan de Acción Regional para el Cuerno de África 2015-2020, que define el planteamiento de la UE para atender los principales problemas de la región.

El Plan de Acción tiene en cuenta los desafíos que se han ido volviendo más críticos con el transcurso de los años, y en particular la influencia del conjunto de la región sobre el Cuerno de África, la radicalización, la migración y el desplazamiento forzoso.

Dirigen la ejecución del Plan de Acción el Alto Representante y la Comisión. El Consejo recibe periódicamente información actualizada sobre su ejecución, en particular por medio de informes anuales.

El Golfo de Guinea

Los países de la región del Golfo de Guinea se enfrentan a una creciente inestabilidad a causa de la ausencia de control sobre las aguas costeras y la propia costa.

Como consecuencia de ello, van en aumento los actos delictivos, com el tráfico de drogas, armas, diamantes, medicamentos falsificados, residuos ilegales, etc., y la trata de personas, la piratería y el robo a mano armada en el mar, el robo de petróleo y la pesca ilegal.

En marzo de 2014, el Consejo adoptó una Estrategia sobre el Golfo de Guinea. En ella se describe el modo en que la UE puede ayudar a los países de la región a hacer frente a estos retos y reforzar sus capacidades marítimas, el Estado de Derecho y la gobernanza efectiva.

Un año más tarde, en marzo de 2015, el Consejo adoptó el Plan de Acción sobre el Golfo de Guinea 2015-2020, que describe la ayuda de la UE para hacer frente a los retos de la seguridad marítima y la delincuencia organizada en la región.

De la aplicación de la Estrategia y del Plan de Acción de la UE sobre el Golfo de Guinea se ocupa un coordinador principal de la UE. La aplicación de ambos se coordina estrechamente con el Comité Político y de Seguridad del Consejo.

De la aplicación de la Estrategia y del Plan de Acción de la UE sobre el Golfo de Guinea se ocupa un coordinador principal de la UE. La aplicación de ambos se coordina estrechamente con el Comité Político y de Seguridad del Consejo.

El Sahel

La Alta Representante y la Comisión presentaron en 2011 la Estrategia de la UE para la Seguridad y el Desarrollo en el Sahel, a instancias del Consejo.

Se centra en cuatro ejes de actuación:

  • el desarrollo,
  • la buena gobernanza y la resolución de los conflictos internos,
  • la seguridad política y diplomática y el Estado de Derecho,
  • la lucha contra el extremismo violento.

El Plan de Acción Regional para el Sahel 2015-2020, adoptado en 2015, sienta una base sólida para la consecución de los objetivos de la Estrategia. Se centra en cuatro ámbitos que son de suma importancia para la estabilización de la región, a saber:

  • la prevención y lucha contra la radicalización,
  • la creación de condiciones adecuadas para la juventud,
  • la migración, movilidad y gestión de fronteras,
  • la lucha contra el tráfico ilícito y la delincuencia organizada transnacional.

¿Cuáles son los ámbitos de cooperación?

Comercio

La UE ha negociado una serie de acuerdos de asociación económica (AAE) con 48 países del África subsahariana, en el marco del Acuerdo de Cotonú. Estos acuerdos tienen por objeto crear una asociación común de comercio y desarrollo respaldada por la ayuda para el desarrollo.

Desarrollo

La UE financia programas e iniciativas de desarrollo que benefician a numerosos países de toda África.

La mayor parte de la financiación procede del Fondo Europeo de Desarrollo (FED), que dispone de un presupuesto de 30 500 millones de euros para el período 2014-2020.

Seguridad

La UE ha emprendido varias misiones y operaciones civiles y militares en África, en el marco de la política común de seguridad y defensa (PCSD).

En la actualidad hay misiones de la UE desplegadas en:

  • la República Centroafricana,
  • Libia,
  • Mali,
  • Mozambique,
  • Níger,
  • Somalia.

Migración

La UE ha aplicado medidas para controlar mejor las fronteras exteriores y los flujos migratorios

Los migrantes se embarcan en largas y peligrosas travesías para intentar cruzar el Mediterráneo desde el norte de África y llegar a Europa.

En noviembre de 2015, la UE y los dirigentes africanos más afectados acordaron el Plan de Acción de La Valeta. Este consta de dieciséis actuaciones concretas para hacer frente al flujo masivo de migrantes que llegan a Europa.

En febrero de 2017, los dirigentes de la UE aprobaron nuevas medidas para reducir el número de llegadas irregulares por esta ruta. Se comprometieron a aumentar la cooperación con Libia y a luchar contra los traficantes de migrantes.

Medidas para tratar la situación de la migración en Libia

Las acciones de la UE en Libia se centran en:

  1. formar a los guardacostas
  2. proteger y asistir a los migrantes y refugiados
  3. apoyar a las comunidades locales
  4. mejorar la gestión de las fronteras

Hasta la fecha, la UE ha destinado 408 millones de euros a la financiación de programas para abordar los retos a los que se enfrenta Libia. Los programas se financian a través del Fondo Fiduciario de Emergencia de la UE para África.

Lucha antiterrorista

La UE apoya las iniciativas y actividades de lucha antiterrorista en el continente africano.

En junio de 2020, para reiterar su determinación inquebrantable de proteger a los ciudadanos de la UE del terrorismo y el extremismo violento, el Consejo pidió que la UE se movilizara y actuara en el exterior contra el terrorismo en determinados lugares prioritarios, entre otros el norte de África, el Sahel y el Cuerno de África.

En junio de 2017, la UE se comprometió a proporcionar 50 millones de euros en apoyo de la recientemente creada Fuerza Conjunta del G5 del Sahel con el fin de mejorar la seguridad en la región.

En 2013, la UE adoptó un Plan de Acción para la Lucha Antiterrorista en el Cuerno de África y Yemen.

Redacción de LISA News

Contenido creado por el Equipo de Redacción de LISA News con el apoyo del equipo docente de LISA Institute.

spot_img

Actualidad

Dejar respuesta:

Por favor, introduce tu comentario!
Introduce tu nombre aquí

spot_img