GeopolíticaQué esperar tras el asesinato del líder de Al Qaeda por EEUU...

Qué esperar tras el asesinato del líder de Al Qaeda por EEUU en Afganistán

Análisis

Redacción de LISA News
Redacción de LISA News
Contenido creado por el Equipo de Redacción de LISA News con el apoyo del equipo docente de LISA Institute.

Estados Unidos eliminó con un dron al líder de Al Qaeda, sucesor de Bin Laden y cerebro los atentados del 11S entre otros actos terroristas, Ayman al Zawahiri. La operación, llevada a cabo por la CIA, es el primer ataque estadounidense reconocido en Afganistán desde la toma del país por los talibanes hace ya casi un año. En este artículo analizamos qué podemos esperar del futuro de Al Qaeda.

¿Cómo ha sido la operación contra el líder de Al Qaeda?

Estados Unidos eliminó al líder de Al Qaeda, Ayman al Zawahiri, el pasado domingo 31 de agosto, mientras se encontraba en el balcón de una vivienda en Kabul (Afganistán) con un dron que disparó dos misiles Hellifre, según anunció ayer 2 de agosto el presidente estadounidense, Joe Biden.

Tras el asesinato de Osama Bin Laden en 2011, también en el marco de una operación antiterrorista estadounidense con un dron en Pakistán, Zawahiri asumió el liderazgo de Al Qaeda pasando a ser el terrorista más buscado del mundo. El FBI ofrecía 25 millones de dólares por su captura.

Según Biden, Zawahiri estuvo “profundamente involucrado” en la planificación de 11S y también se le adjudican papeles clave en el bombardeo del USS Cole en Yemen (2000) o en el bombardeo de las embajadas de Estados Unidos en Kenia y Tanzania (1998).

Te puede interesar: Curso de Introducción al Terrorismo Yihadista

Biden destacó que este es el resultado del esfuerzo de años de trabajo bajo los presidentes Bush, Obama y Trump y tras los que finalmente la comunidad de Inteligencia estadounidense localizó a Zawahiri a principios de este año.

La Inteligencia estadounidense habría descubierto que la esposa y los hijos de Zawahiri se encontraban en una casa en Kabul identificando allí más tarde, en abril, al propio Zawahiri según confirmaron “múltiples” fuentes de Inteligencia estadounidense.

Según un funcionario de Inteligencia estadounidense, antes de que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ordenara el ataque con dron examinó de cerca el modelo de la casa de al Zawahiri que la comunidad de Inteligencia había construido y preguntó cuestiones relacionadas con factores que podrían influir en la operación con el objetivo de reducir el número de víctimas civiles.

Zawahiri habría sido asesinado mientras este se encontraba en el balcón de una vivienda controlada por la red Haqqani. La red Haqqani es parte de los talibanes y considerada como grupo terrorista por Estados Unidos. Esto significaría que una parte de los talibanes podrían estar protegiendo al líder de Al Qaeda como analizaremos más adelante.

Según el funcionario de Inteligencia estadounidense se dispararon dos misiles “Hellfire” y los servicios de Inteligencia consideraron con “alta confianza” y en base a múltiples fuentes de Inteligencia que el hombre al que atacó el dron era Zawahiri.

Te puede interesar: Máster Profesional de Analista de Inteligencia

Tras el ataque, los talibanes habrían supuestamente tomado medidas para ocultar la presencia del líder de Al Qaeda y trasladaron a su esposa e hijos a otro lugar.

No se han realizado comentarios sobre si el Ejército estadounidense tuvo algún papel en la operación destacando el “esfuerzo en equipo” y poniendo la medalla a la CIA debido, según los expertos, a lo comprometido en los Acuerdos de Doha.

Este sería el primer ataque estadounidense con dron reconocido desde que Estados Unidos se retirara Afganistán el pasado 15 de agosto y los talibanes retomaran el poder.

¿Quién sucederá a Zawahiri como líder de Al Qaeda?

La muerte del hasta ahora líder de Al Qaeda plantea la pregunta de quién asumirá ahora el liderazgo del grupo terorrista.

Según el investigador del Real Instituto Elcano, Sergio Altuna, publica en Twitter, el haberse ocultado en Kabul podría confirmar la hipótesis de la reconstrucción de relaciones entre la cúpula de Al Qaeda y algunos mulás así como que Afganistán podría seguir siendo un sitio seguro para el grupo terrorista.

Según Altuna, los focos siempre han apuntado a Sayf al Adel, uno de los pocos individuos vivos de la “vieja guardia”. “Sin embargo, salvo sorpresa, lleva 20 años en Irán, algo complejo de digerir ideológicamente para la red”, matiza.

Otra de las opciones según el experto en la región de Elcano, podría ser Abderrahman al Maghrebi, yerno de Al-Zawahiri, y uno de los creadores de Al Shabaab. “Ideológicamente sería una opción continuista, pero supondría un cambio generacional. También ha pasado tiempo en Irán, incluso es posible que se encuentre todavía allí”, explica.

Estos nombres también aparecen en un informe del pasado 15 de julio del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas basado en la Inteligencia suministrada por los Estados miembros.

En este informe los Estados miembros consideraban que el ISIS representaba una amenaza más “inmediata” mientras que Al Qaeda señalaba como el grupo más “peligroso a largo plazo” no representando una amenaza internacional “inmediata” desde su refugio en Afganistan al carecer de capacidad operativa externa y la intención de no dificultar a los talibanes.

Te puede interesar: Curso de Redacción de Informes de Inteligencia

En relación al liderazgo después de Zawahiri mencionaban a Sayf al Adl (Mohammed Salahaldin Abd El Hakim Zidane), Abdal Rahman al Maghreb, Yazid Mebrak (Abu Ubaydah Yusuf al Anabi) y Ahmed Diriye.

La mayoría de expertos consideran que Sayf al Adel, uno de los últimos veteranos de Afganistán que todavía sigue en activo ocupando un cargo dentro de la cúpula de Al Qaeda, podría ser el posible sucesor.

Algunos expertos temen que el sucesor de Zawahiri sea más radical que este provocando una situación más inestable y peligrosa en relación al terrorismo internacional, mientras que otros plantean que su desaparición del panorama podría aumentar el entendimiento y acercamiento entre Al Qaeda y el ISIS.

Te puede interesar: La nueva oficina de la ONU contra el terrorismo abrirá en septiembre en Madrid

Aunque este tipo de procesos de cambios de liderazgo son prácticamente opacos, desde LISA News seguiremos esta cuestión que podría alargarse meses. Recordamos que tras el asesinato de Osama Bin Laden, pasaron casi tres meses hasta que se anunció a Zawahiri como sucesor.

Acusaciones mutuas de violación del Acuerdo de Doha

La muerte de Zawahiri también plantea dudas sobre si recibió refugio por parte de los talibanes tras la toma de Kabul el pasado agosto. Esta situación violaría el acuerdo de Doha para Estados Unidos. El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, alerto que los talibanes habían incumplido “gravemente” el Acuerdo de Doha.

El Acuerdo de Doha, firmado por los talibanes y el Gobierno de Estados Unidos, determinaba la retirada de todas las fuerzas estadounidenses en Afganistán así como el compromiso talibán de prevenir el terrorismo e impledir que se instalara en suelo afgano (no señalando, en realidad, explícitamente a Al Qaeda).

“Los talibanes tendrán que responder por la presencia de al-Zawahiri en Kabul, después de asegurar al mundo que no darían refugio a los terroristas de Al Qaeda”, dijo Adam Schiff, presidente del Comité Selecto Permanente de Inteligencia de la Cámara de Representantes, en un comunicado.

El Emirato Islámico de Afganistan ha condenado el ataque calificándolo como una clara violación de los principios internacionales y del acuerdo de Doha.

“Las agencias de seguridad e inteligencia del Emirato Islámico investigaron el incidente y descubrieron que el ataque fue realizado por drones estadounidenses. El Emirato Islámico de Afganistán condena enérgicamente este ataque con cualquier pretexto y lo califica como una clara violación de los principios internacionales y del Acuerdo de Doha”, dijeron en Twitter.

Según asegura en Twitter el experto en terrorismo y Director Observatorio Internacional de Estudios sobre Terrorismo, Carlos Igualada, que Zawahiri se encontrara en el momento de su muerte en la casa de Sirajuddin Haqqani pone de manifiesto su fundamental papel como actor intermediario en la relación entre los talibán y la cúpula de Al Qaeda.

“Este rol ejercido por la red Haqqani durante años ha permitido la constante conexión y la fluidez comunicativa entre ambas organizaciones, especialmente en momentos de tensión, como ocurrió por ejemplo tras el 11-S con el confrontamiento estratégico entre los talibán y AQ”, explica Igualada.

Afganistán cada vez más frágil

Fue el pasado 15 de agosto, tras 20 años de presencia estadounidense en Afganistán cuando el régimen talibán retomó el poder en el país.

Según el Departamento de Seguridad Nacional de España, desde entonces y tras un año de “profunda inestabilidad” se enfrenta a graves problemas de gobernanza (incluidas las opiniones divergentes dentro del propio movimiento), a la expansión de grupos terroristas y los nuevos ataques de Daesh-Khorasan (ISIS-K), así como a una peligrosa simbiosis entre el tráfico de opiáceos y el extremismo. 

En este contexto, el DSN alerta que la situación de seguridad en Afganistán es cada vez más “frágil”. A pesar de la retirada estadounidense de agosto del año pasado, se está destacando desde Estados Unidos la capacidad de combatir el terrorismo sin intervención en el país.

Según Biden tras la retirada de Afganistán hace ya casi un año tomó la decisión de que, tras 20 años de guerra, Estados Unidos no necesitaba “miles de botas” en el suelo de Afganistán para proteger al país del terrorismo.

Te puede interesar: Las claves para entender por qué y cómo Estados Unidos vuelve a Somalia

“Me hice una promesa al pueblo estadounidense de que seguiríamos llevando a cabo operaciones antiterroristas eficaces en Afganistán y más allá. Hoy y todos los días, estoy muy agradecido a los magníficos patriotas que sirven a la comunidad de inteligencia de los Estados Unidos y a las comunidades antiterroristas”, dijo Biden.

Según indica en Twitter el experto Manuel M. Torres, queda “fuera de toda duda” que la maquinaria contraterrorista de Estados Unidos continúa a “pleno rendimiento” ya que en los últimos seis meses se ha eliminado de dos de los líderes yihadistas más buscados.

“También demuestra que no era imprescindible mantener una amplia presencia militar de carácter permanente sobre ningún país para seguir ejerciendo presión sobre las organizaciones terroristas que operan en él”, asegura el experto.

Desde 2022, como recoge el 30º informe del Equipo de Apoyo Analítico y Vigilancia de Sanciones, Al Qaeda ha mejorado su situación y su capacidad de comunicación, gracias al regreso de los talibanes al poder y, más en concreto, de la autoridad que detentan algunos aliados clave para el grupo yihadista.

Así, como denuncia Naciones Unidas en el informe de Inteligencia ya mencionado, los dirigentes de Al Qaeda se han convertido en estrechos asesores del régimen: una posición preeminente que aprovechan los yihadistas para captar a nuevos reclutas, incrementar sus fondos financieros y alentar a sus “secuaces” en un entorno favorable.

No obstante, y aunque emitió un comunicado “felicitando” a los talibanes por su victoria en agosto de 2021, según el el DSN, el grupo terrorista mantiene un «silencio estratégico», probablemente por su falta de capacidad para actuar, pero también para no causar problemas internacionales a los talibanes.

El experto en terrorismo, Carlos Igualada, asegura que, como podía esperarse, Al Qaeda iba a aprovechar la vuelta de los talibanes al poder en Afganistán para tener mayor capacidad de movimiento y así poder reorganizar parte de su estructura de liderazgo.

“Esto no quiere decir que Al Qaeda tenga una libertad total por parte de los talibán para recuperar bajo su protección la agenda global. Como apuntamos hace cerca de un año, los talibán no repetirán errores de antaño e impondrán limitaciones estratégicas a Al Qaeda”, matiza Igualada.

Antes del ataque se estimaba que Al Qaeda no suponía una amenaza internacional “inmediata” desde su refugio afgano. Según Carlos Igualada, es difícil saber cuál será el futuro de Al Qaeda. “La estrategia que adopte el nuevo líder servirá como termómetro para medir el grado de capacidad y organización actual del grupo. Si se mantiene el continuismo de Al Zawahiri, AQ seguirá mostrando un perfil bajo tratando de recomponerse”, explica.

Te puede interesar: Comprender la amenaza terrorista en África para mitigarla

“En cambio, si adopta un perfil más proactivo (algo que no pocos en Al Qaeda exigieron y criticaron a Al Zawahiri durante años) podría ser un indicador de cara a tratar de recuperar el protagonismo perdido con Daesh y una muestra de músculo que marque el inicio de una nueva etapa”, concluye.

Te puede interesar:

Redacción de LISA News

Contenido creado por el Equipo de Redacción de LISA News con el apoyo del equipo docente de LISA Institute.

spot_img

Actualidad

Dejar respuesta:

Por favor, introduce tu comentario!
Introduce tu nombre aquí

spot_img